martes, 1 de noviembre de 2011

Llegó Gutiérrez

Finalmente llegó Gutiérrez, mi primera novela. Qué emocionante. Pensé en subir unas fotos del momento en que el empleado de la empresa de transporte me daba las cajas de cartón, envueltas en un plástico todo mugriento. También hubiera sido divertido sacarle una foto a las cajas apiladas adentro de mi casa, incluso mejor con la tapa abierta, para que se vean un poco los libros. O sacarlos todos y ponerlos ordenados uno al lado del otro -como una alfombra gigante de Gutiérrez- y filmar un corto, con música, alguna música bien divertida, ni idea cuál, después iba a buscar alguna. Un plano secuencia de lo más loco. Dejé todo tirado y fui corriendo a buscar un cuchillo a la cocina, no había ninguno limpio, agarré un tenedor. Abrí la primera sin problema, la punta del tenedor se clava en la cinta de embalar y la rompe de inmediato, lo hice mil veces. Eso salió perfecto. El problema fue que adentro había un montón de carpetas, papeles, folletos de promociones de una tintorería y -esto es increíble- una caja de huevos, con los huevos adentro. Una docena. Me parece que hice algún ruido, no grité, fue otra cosa. Volví a la empresa de transporte y le expliqué al muchacho lo que había pasado. Especialmente le remarqué el tema de los huevos. Estaban todos sanos. Insisto: increíble. Me pidió disculpas. Cambiamos las cajas. Volví a casa. Esta vez lavé un cuchillo y abrí con cuidado. Bueno, así empezó todo. Ahora a repartir la novela en librerías y todo lo demás. Veremos qué pasa. De a poco voy a ir subiendo novedades en este blog... seguimos en contacto. Au revoir!

2 comentarios:

Shiyastawuman dijo...

Felicitaciones!!!

Agustín Marangoni dijo...

Gracias Shiyastawuman. Un abrazo!!!